Más empleo gracias al reciclaje del plástico

Arapack es un centro especial de empleo dedicado al packaging y la fabricación de envases de plástico termoconformado

El ritmo de consumo de la población genera al año toneladas de residuos. Una situación que se tornaba insostenible hasta la entrada de empresas y políticas activas de reciclaje. Una media social que combate la degradación del medio ambiente y además, genera un tejido industrial donde se crean unos puestos de trabajo que garantizan estabilidad.

¿Para qué sirve el reciclaje?

La primera pregunta que se hacen los ciudadanos en general es si sirve de algo el reciclaje. Los estudios confirman que en España, en el año 2012 se ha reciclado el 45% del plástico que se ha utilizado. Aunque las cifras están lejos de la media europea, no hay que caer en el pesimismo y valorar positivamente los pasos que desde las autoridades hasta los ciudadanos se están dando.

Llegar a altas cuotas de reciclaje es un reto necesario. Las políticas de reciclaje tienen que enmarcarse dentro de un desarrollo integral, que abarque desde la concienciación de los ciudadanos hasta el fortalecimiento de las empresas que basan su actividad en el reciclaje. Hay que encontrar un modelo sostenible que permita proteger el medio ambiente y crear empleos.

El empleo social como solución sectorial

Ante la crisis económica actual se impone la búsqueda de nuevos yacimientos o nichos de empleo. El tejido industrial clásico se descompone, ya que el concepto de empresa tradicional ha perdido valor debido a la externalización de servicios y a la deslocalización de las cadenas de montajes.

Las empresas de reciclaje pueden ocupar a la perfección el lugar dejado por este tipo de industrias. Un tejido cercano a los consumidores, ya que las posibilidades empresariales se extienden desde la recogida, hasta los distintos sistemas de reciclaje y llegando a la distribución. Las posibilidades de negocios son más que interesantes. Una actividad económica con un gran valor social que se convierte en una cuestión imprescindible en estos días.

El modelo Arapack

Un claro ejemplo de trabajo bien realizado es que desarrolla ARAPACK. Como proyecto empresarial en Aragón, apostaron por combinar la labor social con el mundo empresarial. Un objetivo fundamental de ARAPACK era contratar a trabajadores con dificultades para acceder al mercado laboral, garantizando la igualdad de oportunidades. Una misión que se ha cumplido a la perfección, una nueva oportunidad para que trabajadores capacitados que demuestren día a día el gran valor que tiene su trabajo.

Un modelo empresarial a seguir para el siglo XXI. Una apuesta que asegura la estabilidad económica y la protección del medio ambiente mediante la fabricación de envases de plástico termoconformado y el manipulado de packaging entre otras tareas relacionadas con el sector del envasado.

Solicita presupuesto o más información

Te ofreceremos información sobre este asunto en concreto.



Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies